Málaga en la Mesa

Málaga se queda con sus cinco estrellas Michelin

  • El gaditano Ángel León se convierte en el protagonista de la presentación de la nueva guía al ganar su segunda distinción

  • El chef del mar se suma a Dani García como únicos en Andalucía con dos galardones, y José Carlos García, El Lago y Skina se mantienen con uno

Lluvia de estrellas, pero ninguna más en Málaga. Michelin elegía Marbella para presentar su edición 2015 para España y Portugal. Lo hacía anoche, en un acto que reunió en el hotel Los Monteros a trescientos invitados, entre ellos, los grandes de la gastronomía del país. Sin embargo, la provincia se quedó sin premio. Se conformó con la oportunidad de servir de sede al evento. Michelin no dio su brazo a torcer y la esperada estrella para el restaurante marbellí Messina se quedó de nuevo en el tintero. Sí mantienen su estrella El Lago, Skina y José Carlos García –este último en Málaga–. Dani García también se queda con sus dos estrellas tras su mudanza al hotel Puente Romano. Pocas noticias por tanto en casa.

Pero era la primera vez que la prestigiosa publicación para España y Portugal se daba a conocer en Andalucía. La Comunidad no podía irse de vacío. Y así fue. Suma una nueva estrella con la concedida al gaditano Ángel León y su Aponiente. Se une así a Dani García como únicos dos estrellas andaluces. Es la única concesión que ha hecho la guía para la tierra. Pero la ovación al conocido como chef del mar cuando se conoció la noticia lo decía todo. «Es una suma para todos, no solo para Cádiz, sino también para toda Andalucía», comentaba José Carlos García, el único chef con estrella Michelin en la capital. Con él coincidían sus colegas de ‘galaxia’, Francisco García (director de El Lago) y Marcos Granda (responsable de Skina), sin esconder cierta decepción por el hecho de que no se viera recompensado ningún restaurante más de la provincia.

Rumores para el próximo año

El hecho de que Michelin escogiera la Costa del Sol para presentar la nueva edición de la guía daba que pensar. Eso sí, desde un primer momento, la ciudad marbellí lo ha celebrado como un premio más. La competencia no era fácil. Ciudades como Santiago de Compostela eran duras rivales. Y a punto estuvo de arrebatarle la ansiada oportunidad. Tanto es así que hay rumores de que será el próximo el año de la capital gallega.

noticias relacionadas

Más allá de Despeñaperros, sin novedades en el frente de ‘triestrellados’. Se mantienen en el envidiado olimpo El Celler de Can Roca, en Gerona; Sant Pau, en Sant Pol de Mar; DiverXO, en Madrid; Aquelarre, Arzak, Azurmendi y Martín Berasategui, en Guipúzcoa; y Quique Dacosta, en Denia. Destacado fue el aplauso a Arzak por sus 25 años con estrella. Entre las nuevas, además de la concedida a Aponiente, en el Puerto de Santa María (Cádiz), destacan las de Tatau Bistro, en Huesca, que se estrena en esta prestigiosa lista, igual que El Retiro, en Llanes (Asturias), Andreu Genestra, Simply Fosh y Can Dani, en Baleares; Kazán, en Tenerife; El Carmen de Mantesión, en Toledo; La Lobita y Refectorio, en Castilla y León; Pakta, en Cataluña; Nova, en Orense; DSTAge, La Cabra, MX, Álbora y Montia, en Madrid; Aizian y El Cano, en el País Vasco y Casa Manolo, en la Comunidad Valenciana. La estrella que logra el restaurante Aponiente le lleva de pleno al grupo de los que ya tienen dos, donde se mantienen el mencionado Dani García (Marbella); Casa Marcial (Asturias); M.B. (Tenerife); ABaC, Enoteca, Lasarte, Moments, Miramar, Les Cols (Cataluña); Atrio (Extremadura), El Club Allard, La Terraza del Casino, Ramón Freixa (Madrid); Sant Celoni y Sergi Arola (Madrid); Mugaritz (Guipúzcoa) y El Portal (La Rioja). En total, 183 restaurantes con estrella y 19 que se estrenan con ella.

Mucho peso madrileño en esta nueva edición de la guía que, como avisaba el director internacional de Michelin, Michael Ellis, demuestra un año más el «magnífico momento que vive la alta gastronomía». Especialmente, se hizo hincapié durante la gala en su maridaje con el turismo. «El 30 por ciento de los turistas que visitan Málaga lo hacen con la gastronomía como motivación principal», detalló la secretaria de Estado de Turismo,Isabel Borrego, comparándolo con la cifra del 12 por ciento que se registra en el resto de España.

Una motivación para viajar

«Hace tiempo que la gastronomía dejó de ser un complemento para convertirse en una motivación para elegir destino a la hora de viajar», apuntaba por su parte el consejero de Turismo, Rafael Rodríguez, que acudió a la gala en representación de la Junta de Andalucía. Como recordaron fuentes del Gobierno andaluz, la presidenta, Susana Díaz, no pudo asistir por problemas de agenda, y nunca llegó a confirmar su presencia en la misma.

fotogalería

Los andaluces Ángel León, José Carlos García, Diego del Rio, Jaume Puigdengolas y Dani García, en la gala de Marbella. / Josele-Lanza -

No faltó la alcaldesa marbellí, Ángeles Muñoz, que reiteró de nuevo su agradecimiento a Michelin por la elección de la ciudad para la presentación de la nueva edición de la guía y quiso recordar el hecho de que el hotel Los Monteros –sede del evento– fuera el primero en tener un restaurante con estrella Michelin (El Corzo). «Nuestros cocineros son embajadores de la calidad y de nuestra marca turística», añadió la regidora, «orgullosa» de que la ciudad se convirtiera por un día en la capital gastronómica del país.

«La guía Michelin le debía un homenaje al turismo de costa y este era el escenario ideal», destacó la directora comercial de la firma, Mayte Carreño, incidiendo en que la valorada publicación «sigue cada año apostando por la cocina de calidad como motor del turismo gastronómico». «Hay que hacer muchos kilómetros para seleccionar los mejores restaurantes», añadió la malagueña resumiéndolo a continuación en un objetivo: «Dar visibilidad a lo invisible». Aún quedan mucho por ver... y saborear. Continuará.