El pequeño pero aprovechado rincón azul de Madrid Fusión

El pequeño pero aprovechado rincón azul de Madrid Fusión

El expositor de Sabor a Málaga, punto de reunión de productores y chefs locales que visitaron la feria

Esperanza Peláez
ESPERANZA PELÁEZ

Lo primero que dijo el presidente de la Diputación, Elías Bendodo, al comprobar que el stand de la marca promocional Sabor a Málaga en Madrid Fusión, parecía una versión reducida de Calle Larios el día del encendido navideño fue: «Para el año que viene tenemos que crecer».

Pequeño, pero llamativo, porque el fondo azul del color corporativo de la marca lo hacía reconocible desde lejos, y desde luego concurrido. «Vaya ambiente que tenéis», decían los vecinos del stand promocional de la gastronomía de Burgos. Incluso por la calle, a la salida del Palacio de Congresos y Exposiciones, escuchó esta periodista a dos visitantes comentando: «tendríamos que hacer como los de Málaga, se lo han montado muy bien».

Productos

Sabor a Málaga acudía por tercer año consecutivo a Madrid Fusión, este año con 14 productores, entre ellos, las bodegas y almazaras ganadoras de la última edición de los premios organizados por la Diputación a través de la marca promocional. Aunque el plato fuerte era la presentación, el miércoles 24, de los subtropicales de La Axarquía en un showcooking protagonizado por el mango, el aguacate, los chefs José Carlos García, Benito Gómez y Aitor Perurena y el barman Víctor Varela, desde el primer día, en el stand se han ido sucediendo catas y presentaciones de productos: pan de molde de aguacate con los mejores AOVE de la provincia, vinos malagueños, ginebra de mango, cerveza artesana ecológica... Y el stand también terminó convertido en punto de reunión de diversos profesionales del mundillo de la gastronomía, estuvieran implicados en las presentaciones o simplemente de visita en la feria.

Y más de uno, por momentos, se ofrecía a arrimar el hombro cuando faltaban manos para llenar copas, cortar pan o repartir material promocional y explicar los productos. «Mira qué cadena de montaje tenemos aquí», sonreía Leonor García Agua, empleada junto a personal técnico de la marca, productores y hasta periodistas, en el embolsado de folletos para llevar al escenario principal de la zona expositiva antes del showcooking. Al final, el pequeño stand azul fue el punto de encuentro de la gente más diversa, porque Madrid Fusión ha llenado vagones de AVE y coches particulares de profesionales malagueños ávidos por conocer las novedades. Desde chefs como Carlos Caballero (Aula Pilsa) Javier Hernández (El Candado Golf) y Sofía Martín (Postres Truffel), Juan Morcillo, Willie Orellana (Taberna Uvedoble), Daniel Carnero (La Cosmopolita), Rui Junior (Oleo y Misuto) o Andrés Jurado (El Pimpi) y Juan Antonio Perles, de La Sole (los dos últimos no se han perdido una ponencia del congreso), hasta distribuidores como Juan Román, de Román y Martos, Jesús María Claros (López Pardo), organizadores de eventos como Álvaro Muñoz (Málaga Gastronomy) o José Cabello (Gastromarketing) y periodistas especializados, entre ellos un veterano, el crítico gastronómico de SUR, Enrique Bellver. Y por supuesto, productores. Como Montse Navarro y José Antonio Palomo de Bodegas Cortijo La Fuente, Daniel Marín, de Bodegas Excelencia, o Antonio Montes, uno de los padres de la ginebra de mango Ballix, y Enrique Colilles, gerente de Trops y el 'otro padre' de este producto, que llamó la atención de los visitantes en una cata ofrecida en ese pequeño stand que fue durante tres días la incómoda pero acogedora casa de muchos malagueños, y que terminó oficiando el barman Víctor Varela, que llegaba en ese momento para participar en el showcooking de subtropicales y ya calentó motores.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos