Málaga en la Mesa

Alabardero Beach: Cocina frente al mar

Alfonso Ordóñez y Miguel Ángel Contreras.
Alfonso Ordóñez y Miguel Ángel Contreras. / SUR
  • Un lugar para disfrutar del arroz

Alabardero Beach sigue siendo, con el paso de los años, uno de los lugares para comer al lado mismo del mar más interesantes de Marbella y alrededores. Son ya más de veinticinco años los que este club de playa lleva abierto y desde entonces su clientela ha ido en aumento año tras año. Hoy, Alabardero Beach sigue siendo un referente por su cocina de pescado y muy especialmente por sus arroces, una especialidad que se mantiene inalterable desde que abriera sus puertas. En cada visita compruebo que hay nuevos arroces, y todos muy atractivos para los que amamos esta gramínea.

La carta sigue manteniendo el mismo diseño que conocía hace un par de años. Al lado de cada enunciado del plato nos vamos a encontrar la letra 'A' o 'N' que nos indican que estamos ante un plato recomendado y clásico de la casa o que es un plato de nueva elaboración.

Muchas cosas han ido cambiando o renovándose aquí, pero lo esencial, la filosofía de cocina, trato al cliente y puesta en valor de la bodega, permanecen inalterables. Miguel Ángel Contreras y Alfonso Ordóñez comandan una sala donde demuestran junto a todo su equipo que simpatía no está reñida con profesionalidad. Además, los vinos reciben un trato especial, José Barra es uno de los mejores sumilleres que nos vamos a encontrar en toda la Costa del Sol y él es quien se encarga de mantener, cuidar y asesorar al cliente en los vinos más apropiados para cada comanda. Estamos ante una cocina tradicional que respeta al máximo el producto y donde se procura que los sabores auténticos de cada elemento que conforma un plato lleguen al comensal en su estado más puro. Si nos fijamos bien, esa es precisamente la cocina que a diario se practica en esta casa.

Con respecto al capítulo de postres hay que decir que una muestra de los mismos es llevada a la mesa para que sea el cliente, una vez vistos todos, quien decida. Los tiempos cambian y aparecen nuevos postres, además de determinadas tendencias. Me refiero a los postres que se presentan envasados dentro de una tarrina de cristal con los sabores y deconstrucciones de lo más variado y variopinto. Precisamente, todo esto es lo que venimos observando últimamente en muchos restaurantes y a casi todos (y no me refiero a la Taberna del Alabardero Beach) se los traen ya elaborados y listos para servir. Les recomiendo el de plátano.

Lo dicho. Aquí nos vamos a encontrar todo lo que se espera de un club de playa, es decir, piscina, hamacas, un servicio de restauración en toda regla y un lugar amplio, espacioso y confortable para pasar el día entre distintos ambientes frente al mar. Alabardero Beach es un lugar para disfrutar del arroz.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate