Los malagueños Daniel García Peinado y Raquel García, entre los mejores cocineros europeos

Daniel García Peinado y Raquel García. / SUR

Obtienen el cuarto puesto en la semifinal europea de Global Chefs Challenge

MARINA MARTÍNEZ

Iban a vivir la experiencia. Habían sido elegidos para formar parte de la selección que representaría a España en la semifinal de la Global Chefs Challenge de Worldchefs, que se ha celebrado en Praga del 5 al 8 de octubre y en la que competían trece países de Europa. Al final, se han traído a Málaga más que una experiencia. También han vuelto con premio. Y es que Daniel García Peinado y Raquel García se clasificaron este domingo en la cuarta posición de la categoría de cocina (tras Italia, Croacia y Portugal), una prueba en la que los malagueños tenían que hacer un menú completo en el que debían utilizar, para empezar, vieira y lubina; por otro lado, lomo y foie; y, de postre, chocolate y fruta.

Ellos optaron por elaborar lubina a baja temperatura rellena de algas y salicornia en salsa verde, tartar de vieira ahumada con polenta de coco y croqueta de tapioca; rulada de lomo con jugo de carne concentrado y especias chinas, con galleta de foie en forma de milhojas con Pedro Ximénez y almendra crocanti y una especie de gyoza rellena de alcachofa de Jerusalén; y para terminar, quenelle de chocolate negro con salsa de mango y lima, acompañado de yogur y bizcocho de aceite de oliva, como no podía ser de otra forma en García Peinado, conocido como el chef del AOVE. Vuelve el malagueño “con la misma ilusión” con la que se fue. “La experiencia ha sido espectacular, poder representar a España en un mundial de chefs con tantos países y quedar cuartos y por décimas no llevarnos medallas... aún no nos lo creemos”, resumía este lunes García Peinado recién llegado a España tras la competición, en la que la otra parte del equipo español, Fran Segura (al que califican de 'chef del chocolate' como uno de los referentes españoles de la repostería) y Alba Berenguer obtuvieron la segunda posición (sólo superados por Italia).

El nuevo director culinario de la selección española, el chef Carlos Durán Herrera, ha sido también jurado en esta edición en la que el nivel de exigencia brilla por su presencia, según quienes lo han vivido en primera persona. Apenas dos horas y media para cocinar y otra media para emplatar. Tiempo justo pero medido al máximo para no fallar. “Estamos contentísimos, era la primera vez que íbamos y no ha podido irnos mejor para no conocer la dinámica ni el funcionamiento”, reconoce satisfecha la joven marbellí Raquel García, haciendo hincapié en un elevado listón donde el jurado puntuaba desde el emplatado y la presentación hasta la gestión de residuos y la manipulación de alimentos.

El equipo español, y la representación malagueña, lo superó con nota. “Hemos competido, pero ante todo hemos disfrutado muchísimo”, apunta Raquel García, muy agradecida a García Peinado por contar con ella para el puesto de ayudante. Es un agradecimiento mutuo. También hacia la organización. Como advierte García Peinado, “lo más importante de todo es seguir sumando experiencias profesionales para seguir creciendo, haciendo grupo y familia”. Se quedan con eso. Y con el aprendizaje, la oportunidad de superación, la motivación... y, por supuesto, el buen lugar al que han escalado en la clasificación.

Fotos

Vídeos