Juan Antonio Lara: «Con un vino tienes que contar tu historia y tu cultura»

Tres Generaciones. El proyecto enológico de Bodegas Lara comprende 4 tintos que se identifican con personajes rondeños./Daniel Maldonado
Tres Generaciones. El proyecto enológico de Bodegas Lara comprende 4 tintos que se identifican con personajes rondeños. / Daniel Maldonado

«En el mercado actual, si un producto no es singular, no aporta nada»

Esperanza Peláez
ESPERANZA PELÁEZ

Pocas personas conocen mejor las bambalinas del mercado del vino en la provincia que Juan Antonio Lara. Algunos años después de tomar el relevo de su padre al frente de Bodegas Lara, empresa malagueña referente en la distribución de vinos para hostelería en la provincia, se decidió a cumplir un viejo sueño creando Tres Generaciones, un proyecto enológico propio en Ronda que ahora acaba de alumbrar su cuarto vino, Aniya.

-¿Cómo surge Tres Generaciones?

-Como malagueño y amante del vino, siempre había acariciado la idea de elaborar; era un viejo sueño. Y tenía claro que quería hacer vinos de calidad y en la zona de Ronda, de la que soy un enamorado. He visto viñedos en muchos sitios, pero pocos con esa estética, con ese entorno natural, con el encanto de la ciudad de Ronda y todo lo que se puede contar de ella. Eso había que aprovecharlo.

-¿Hoy los vinos tienen que contar historias?

-Por supuesto, y esa visión es la que te va a dar potencial de futuro. Hoy, con un vino tienes que contar tu historia y tu cultura, dando por supuesto, claro, que tiene que ser bueno. En otros sitios llevan años haciéndolo. Cuando empecé a trabajar en esto, fui a Escocia y me fascinó cómo sabían dar valor añadido al whisky utilizándolo como base para contar historias. Nosotros, con cada vino, estamos contando una historia sobre Ronda y sus personajes.

-Relato y ambición enológica. Acaban de sacar Aniya, un Merlot, poco usual en Ronda.

-Cada vino que hacemos tiene su porqué. Nosotros somos comerciales, y hemos querido que cualquier aficionado al vino pueda disfrutar algún vino de la bodega. Desde La Depa, 100% Garnacha, una uva muy apreciada a la que hemos querido imprimir la personalidad especial de los vinos de Ronda, hasta el monovarietal de Merlot, pasando por dos coupages personales, El Lero y El Arquitecto. La idea es diferenciarnos; tanto frente a otras zonas como dentro de la propia zona, y estamos asumiendo riesgos como elaborar vino joven de calidad, algo más habitual en Francia que en España, y el motivo es que aspiramos a competir fuera del mercado local.

-Tarea ambiciosa. Ya se hace buen vino en todas partes.

-Sí, pero que tienes que vender tu producto en casa ya se da por hecho. La pregunta es qué pasa cuando vas fuera, porque si tú no eres capaz de poner una botella de vino en otra zona y competir con ella dentro de tu registro, mientras no hagamos eso, Málaga no tiene futuro. Aquí tienes un mercado con una cercanía, una complicidad, pero si te vas fuera, tienes que situar tu producto, contar una historia y un porqué, y esa es la línea en la que vamos nosotros.

-No todo el sector da por hecho que el vino malagueño ya sea profeta en su tierra.

-Es cierto, los vinos de Málaga a veces se frenan. Un motivo es el precio, todavía superior al de otros vinos porque la mayoría de las bodegas tienen una producción muy pequeña, y eso eleva los costes, pero hay que diferenciar entre coste, valor y precio. Coste es lo que te cuesta a ti, valor es lo que le genera a quien se toma la botella, y precio es lo que intentamos cobrar por ella. Son tres variables distintas que hay que equilibrar para que el producto funcione.

-¿Qué cabe hacer para mejorar esa competitividad?

-Hacen falta alianzas, visión común de la zona y liderazgo. Hace falta alguien con la capacidad y la brillantez de elaborar algo verdaderamente singular que abra camino a los demás. En el mercado actual, si un producto no es singular, no aporta nada. Y desde mi punto de vista, para potenciar esa singularidad, las distintas zonas deberían venderse desde la potenciación de su propia singularidad. La Axarquía se debería vender como La Axarquía; Ronda, como Ronda...

 

Fotos

Vídeos